Fin de semana largo en Brasil: las fotos de las playas repletas de gente en plena pandemia de coronavirus

0
384
La gente disfruta de la playa de Ipanema pese a la pandemia

Miles de personas desafiaron las prohibiciones de permanecer en la arena y se amontonaron con pocas mascarillas a la vista, aprovechando el feriado por el Día de la Independencia

Suellen de Souza no aguantó más el encierro. Luego de seis meses tomando todos los recaudos, la técnica en enfermería decidió que el domingo sería su primer día de playa desde el comienzo de la pandemia. “Está semana hizo mucho calor… la verdad es que me dieron muchas ganas de venir”, dijo la joven de 21 años, quien llegaba a la playa de Ipanema, en Río de Janeiro.

En Río de Janeiro, la normativa indica que la gente puede bañarse, pero no permanecer en la arena, para evitar aglomeraciones (AP)

Bajo un sol fuerte de mediodía, era difícil encontrar un espacio vacío en la arena. Delante de Suellen, miles de personas disfrutaban de un día de playa, convivían cientos de sombrillas, grupos de jóvenes jugando con pelotas y familias tomando sol, pese a la orden de la alcaldía que prohíbe permanecer en la arena.

Vista de Ipanema desde un drone (Reuters)
Vista de Ipanema desde un drone

Todos ellos en un espacio comprimido y sin máscaras faciales: escenas de un fin de semana que desafiaba la existencia de una pandemia.

El panorama en la playa de Guaruja en Sao Paulo (EFE/Fernanda Luz)

Con una curva epidemiológica que ha comenzado a retroceder, miles de brasileños exhaustos con las medidas de cuarentena por el nuevo coronavirus relajan cada vez más los cuidados y desbordan las playas como si la crisis hubiese acabado en un país donde su presidente Jair Bolsonaro ha minimizado la pandemia.

En Río, el desafío a las normas y a las recomendaciones de mantenerse aislado llegó incluso hasta de Souza, una asistente de enfermería que trabajó en un hospital de campaña para atender a enfermos de coronavirus. “Se está consiguiendo controlar un poco más el coronavirus, eso me dio seguridad para salir”, aseguró de Souza

Una joven con mascarilla observa a la distancia a la multitud (EFE/Fabio Motta)

En Sao Paulo, el estado más golpeado con más de 845.000 contagios confirmados y 31.000 muertes por el virus, el escenario fue similar. Miles de aprovecharon el fin de semana largo para viajar al litoral del estado. También se registraron extensas filas de autos saliendo de la ciudad rumbo a las playas del norte del estado, donde los alcaldes pidieron un refuerzo de la policía militar para controlar que los bañistas cumplan las restricciones.

Bañistas hacen fila para refrescarse sin mantener la distancia social hoy, en la playa de Ipanema (EFE)

Si te quedas mucho tiempo dentro de casa te vuelves loco. Yo estaba así. En el momento que supe que la playa estaba liberada decidí venir”, dijo Josy Santos, una profesora de 26 años que pasaba el día en Guarujá, una ciudad balnearia a una hora de la ciudad de Sao Paulo.

La imagen podría repetirse este lunes, ya que es feriado por el Día de la Independencia (EFE)

Con más de 4.100.000 contagios confirmados y al menos 126.000 muertes por el virus, Brasil es el segundo país con los mayores números absolutos sólo detrás de Estados Unidos, y recientemente fue superada en contagios por India. El mayor país de Latinoamérica dejó atrás las últimas semanas una meseta de casi mil muertes que arrastró casi tres meses y tuvo una reducción en el número de casos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí