Es de Brasil, violó a sus hermanas y primas, escapó, pero fue detenido en Mar del Plata

0
181

Se comprobó que había vivido en Palermo y fue a pasar el verano a la Costa.

Marcos Vitor Aguiar Dantas Pereira estaba prófugo desde que lo acusaron de haber violado a al menos cuatro niñas, entre ellas dos primas y dos hermanas. Es un brasileño de 22 años y fue capturado en las cercanías de un shopping de Mar del Plata el jueves. El joven había sido condenado en noviembre del año pasado a 33 años de prisión, pero no había rastros de él desde octubre de 2021. Los medios locales lo apodaron “El Monstruo” y “El Depredador” por lo que hizo en contra de sus familiares.

El prófugo se encontraba caminando por la calle frente a Los Gallegos, ubicado en Rivadavia al 3000 de la ciudad balnearia. Aunque lucía diferente, estaba con el pelo largo y la barba más tupida, pudieron reconocerlo y fue apresado por la División Federal de Fugitivos y Extradiciones de Interpol.

Esa fuerza luego se encargó de los trámites administrativos y judiciales, con el fin de concretar la extradición y traslado hacia su país de origen.

“El Monstruo” era oriundo de la ciudad de Teresina, en el estado Piauí y era estudiante de medicina. Fue la propia familia del joven quien denunció los abusos sexuales que realizó: primero lo habían hecho cuando violó a una de sus primas, quien ahora tiene 12 años, acto que cometió incesantemente entre sus cinco y hasta sus 10 años. Después, lo volvieron a acusar por el mismo hecho de abuso sexual, pero esta vez de sus hermanas de tres y nueve años, y de una prima de 15 años.

Según se difundió del estremecedor caso, estos abusos fueron corroborados por los psicólogos de la Corte Judicial brasileña y, hasta trascendió un video en el que se una de las familiares abusadas describe los hechos por los que se acusan al joven.

El Juzgado en lo Penal Criminal Nº 5 de Teresina Piaui fue quien dispuso de su captura internacional y, por consiguiente, la Interpol Brasil quien procedió a la publicación de una notificación roja respecto de la búsqueda del joven. De acuerdo a lo que se comprobó, “El Monstruo” tiene residencia en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y se desempeñaba como empleado en un local gastronómico del barrio de Palermo. Sin embargo, luego de las averiguaciones, el joven ya no trabajaba más allí y los investigadores pudieron establecer su paradero en Mar del Plata, donde pasaba el verano.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí