Estafa: detienen ahora a la hija del propietario de Autofox

0
213

Se trata de la hija de Mario Alberto Riccio, quien reviste la calidad de administradora suplente de la empresa Autofox.

En el marco de la investigación que lleva adelante la Unidad de Delitos Económicos Complejos (UDEC) por estafas en contra de la firma Autofox SAS, la fiscal Penal Ana Inés Salinas Odorisio imputó a April Paola Riccio Lozano por el delito de estafa.

Riccio Lozano es hija de Mario Alberto Riccio, quien fue detenido el jueves pasado e imputado por los delitos de estafas reiteradas (6 hechos) y coacción (1 hecho), en concurso real.

Para la UDEC, Ricchio adquirió a uno de los denunciantes, un vehículo Citroën C4, abonándolo parcialmente y comprometiéndose a pagar el saldo adeudado mediante la entrega de un cheque, a sabiendas que no podía ser cobrado.

El cheque fue rubricado por April Paola Riccio Lozano, quien reviste la calidad de administradora suplente de la empresa Autofox, y luego efectuaron falsas promesas de pago y un nuevo compromiso de pago, el cual tampoco fue cumplido, generando un importante perjuicio patrimonial al denunciante.

La causa

La intervención de la UDEC inició a raíz de denuncias que daban cuenta que habían concurrido a la concesionaria con el fin de adquirir o vender un vehículo y, luego de entregar una parte de la suma pactada en efectivo y acordar el resto en cuotas, no accedieron a la unidad. Algunos de los denunciantes concurrieron a la Secretaría de Defensa del Consumidor, acordando un plan de pago para la restitución del dinero, pero tampoco fue cumplido.

Los investigadores de la UDEC establecieron que la empresa Autofox SAS –que funcionaba en calle España Nº 951 y en Av. Jujuy 647, y que actualmente funciona únicamente en Avenida Sarmiento Nº 76- se encontraba a cargo del detenido, que se presentaba como dueño y gerente.

Para la UDEC, la concesionaria, por medio de publicaciones promocionaban la empresa bajo los nombres de fantasía Autofox y Motofox. Además, al contar con un espacio físico acondicionado, lograban credibilidad y la confianza de las víctimas, quienes hacían entrega de grandes sumas de dinero de contado y en cuotas, y entregaban vehículos como parte de pago.

Cuando las víctimas, viendo que la empresa no les devolvería el dinero invertido, comenzaron a radicar denuncias penales, desde Autofox pactaron arreglos con la promesa de la devolución del dinero, pero dichos arreglos sólo fueron realizados de manera parcial con el único fin de que el hecho investigado derivara en acciones civiles, escapando de la esfera del derecho penal.

Asimismo, se pudo establecer que el dueño de firma y su hija emitieron cheques sin fondos firmados por esta última, incluso teniendo conocimiento de la que la cuenta se encontraba cerrada.

Teniendo en cuenta todo ello, la fiscal Penal Salinas Odorisio requirió al Juzgado de Garantías 3 el allanamiento de la oficina comercial, de la vivienda del titular de la empresa y otras dos viviendas. Como resultado del procedimiento fueron secuestrados dinero en efectivo, contratos, celulares y otros documentos de interés.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí